,

Los autobuses escolares vuelven al ‘cole’ y a la ITV

Este post no va de las medidas de seguridad que se están tomando en los centros escolares de cara a la vuelta al cole, ni si son clases online o presenciales. O si se hacen grupo o subgrupos o grupos burbuja. Este post es ‘free Covid’ pero eso sí, pretende llamar la atención sobre otro problema que también preocupa: la seguridad vial. Y más cuando se trata de nuestros hijos. Actualmente existen alrededor de 1.920 vehículos habilitados para realizar transporte escolar en la Comunidad de Madrid.

De ahí que muchos padres se pregunten: ¿Cómo sabemos si los autobuses escolares entrañan riesgos para la seguridad vial y para la de los niños cuando van dentro? De eso nos ocupamos también en las estaciones de ITV, donde seguimos los protocolos marcados por el Real Decreto 443/2001, de 27 de abril, y sus posteriores modificaciones, a rajatabla, en los términos que establece el Manual de Procedimiento de Inspección de las Estaciones de ITV. Los autobuses escolares con menos de 5 años deben realizar una ITV anual. A partir de los 5 años, deben pasar por las estaciones ITV cada seis meses.

¿Cuánto dura la inspección? Alrededor de dos horas. El inspector revisará el vehículo por dentro y por fuera. “El mínimo detalle es importante: espejos, cinturones de seguridad, pasillo…”, todo importa en la seguridad de nuestros hijos, dicen desde AEMA-ITV.

Una vez pasado el proceso administrativo (entrega de documentación) se procede a la revisión técnica. La primera de ellas es similar a la que se hace al resto de vehículos. El abc en una estación de ITV. De esta manera se identifica el vehículo, el acondicionamiento exterior, carrocería y chasis, acondicionamiento interior, alumbrado y señalización, emisiones contaminantes, frenos, ejes, ruedas, neumáticos y suspensión, motor y transmisión.

Pero un autobús escolar no es un vehículo cualquiera, como tampoco lo es un taxi. Se consideran vehículos públicos y tienen unas especificaciones concretas, unas pruebas determinadas y exclusivas y una periodicidad especial.

Así, una vez en el interior, el inspector comprobará si el autobús lleva la señalización visible  que le acredita como transporte escolar, funcionamiento correcto de las puertas, suelo antideslizante, escaleras con los bordes de colores vivos, los cinturones de seguridad anclados, salidas de emergencia bien señalizadas, martillo para romper los cristales en caso de una emergencia. No podrán ser autobuses de dos pisos y deberán estar dotados de limitador de velocidad y de dispositivos de frenado y antibloqueo (ABS). Por otra parte, deben instalarse dispositivos ópticos que permitan al conductor detectar desde su asiento la presencia de un viajero en los alrededores inmediatos, tanto exteriores como Interiores de las puertas de servicio. Contarán también con ayudas técnicas para pasajeros con afectaciones motóricas.

Desde que comenzó el año 2020 y hasta el mes de agosto incluido, en la Comunidad de Madrid se han inspeccionado 6.028 autobuses, de los que 4.951 pasaron la ITV de forma satisfactoria, por lo que la tasa de rechazo es del 17,86% en nuestra región.

Con la ITV favorable, la vuelta al cole es segura. ¡Feliz curso!

Desde que comenzó el año 2020 y hasta el mes de agosto incluido, en la Comunidad de Madrid se han inspeccionado 6.028 autobuses, de los que 4.951 pasaron la ITV de forma satisfactoria, por lo que la tasa de rechazo es del 17,86% en nuestra región.

Compartir esta página:
0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *